La obra “A España no la va a conocer ni la madre que la parió” se representará este viernes en el Centro Cultural Mario Monreal de Sagunto

La pieza teatral forma parte de la programación que organiza la delegación de Cultura del Ayuntamiento de Sagunto



La obra “A España no la va a conocer ni la madre que la parió” de Wichita CO se representará este viernes, 1 de abril, a las 20.30 horas, en el Centro Cultural Mario Monreal de Sagunto. La pieza teatral forma parte de la programación que organiza la delegación de Cultura del Ayuntamiento de Sagunto.

Después del entusiasmo que despertó “Nosotros no nos mataremos con pistolas”, la compañía valenciana Wichita CO ofrece un nuevo espectáculo. La célebre frase que Alfonso Guerra pronunció al final de la Transición da título a esta obra, planteada en torno a dos generaciones de jóvenes de una familia española de izquierdas. En la primera parte, los hermanos Nadia e Iván se reúnen en la casa familiar la noche de octubre de 1982, cuando Felipe González ganó las elecciones por amplia mayoría. Acompañados de sus parejas, tendrán que decidir qué hacer con su madre, una mujer que ha dedicado su vida a la causa comunista y que, al ver fracasar su proyecto, parece haber perdido la cabeza. ¿Qué lugar reservará a sus padres un país entregado al futuro y a la celebración? Los hijos de aquellos jóvenes protagonizan la segunda parte de “A España…”, esta vez en 2018 y en un nuevo contexto de renovación política. La abuela ya ha fallecido y una nueva hornada de jóvenes de treinta años, concretamente cuatro primos, se reúnen en la casa abandonada para ver qué uso le dan a ese hogar lleno de simbolismo y memoria.
 
La obra, que es para todos los públicos, se representará en castellano. El precio de la entrada es de siete euros.  

El TSJ-CV no admite el recurso de Lafarge y la sentencia que daba la razón al Ayuntamiento sobre la restauración del perímetro de la cantera Salt del Llop pasa a ser definitivamente firme

26 noviembre 2021

La compañía presentó sendos recursos de casación ante el Supremo y la corte de justicia autonómica que han sido en ambos casos no admitidos. Ahora debería abonar 9,3 millones de euros y el Consistorio iniciará los trámites para abrir un expediente de ejecución subsidiaria para restaurar la zona